CORPUS CHRISTI 2016

CORPUS CHRISTI 2016:

067Alcorcón, testigo del Amor de Cristo en el día del Corpus

El domingo 29 de mayo, Alcorcón acogió la Eucaristía de la solemnidad del Corpus Christi en la plaza del Ayuntamiento, a la que acudió el obispo auxiliar de la Diócesis y fue el escenario de la procesión con la que culmino la celebración.

Cientos de fieles se reunieron como cada año en la explanada frente a la iglesia Santa María la Blanca para participar de la eucaristía a las 19:00 horas, que estuvo presidida por D. José Rico Pavés y concelebrada por el arcipreste del municipio, D. Inocente García Andrés, así como por los sacerdotes de las once parroquias de Alcorcón.

En la homilía D. José animó a vivir la presencia real de Jesucristo. Haciendo alusión al milagro de la multiplicación de los panes y los peces se recuerda que «Jesús mismo se ha entregado por amor y celebrar la eucaristía es ponerse al servicio de la fe». Por eso, el obispo insistió en la importancia de «sacar las consecuencias de la vida de nuestro encuentro con el Señor en la Eucaristía».

Tras la Misa tuvo lugar la procesión de la Custodia por las calles seguida por los devotos que quisieron adorar al Santísimo. Los niños que este año han recibido su primera comunión iban a la cabeza ataviados de nuevo con los trajes que se pusieron para recibir al Señor en ese día, lanzando pétalos al paso de la procesión, acompañados por sus catequistas, las hermandades y los grupos de Adoración Nocturna. Los sacerdotes del arciprestazgo portaban y exaltaban la Custodia durante el recorrido, amenizado en todo momento por la música de la banda municipal Manuel de Falla.

En este día la iglesia conmemora también a Cáritas, para lo cual el obispo auxiliar invito a todos los presentes a ser caritativos, a socorrer a todos, «incluso a los que maldicen, porque así de fuerte es el amor de Cristo».

En esta ocasión el Corpus se celebra en el marco del Año de la Misericordia «para que podamos experimentar el perdón y convertirnos en sus testigos», como dijo D. José. «La Misa es un rito poderoso y la perfección de la ley es el amor. Por eso el sacramento de la eucaristía es dado por amor, por el que somos llamados a llegar con Jesús al calvario, para participar del amor más grande y unirnos a la victoria del pecado y la muerte», expreso.

Al acto asistió también el alcalde de Alcorcón D. David Pérez García junto a otros miembros de la corporación municipal.

Clara Fernandez.

Par ver mas fotos:

001