EJERCICIOS ESPIRITUALES DICIEMBRE 2015

EJERCICIOS ESPIRITUALES DICIEMBRE 2015:

IMG_6181“El Señor es mi Pastor y nada me falta…”, esta frase resumiría los dos días que he pasado de ejercicios espirituales este fin de semana pasado con nuestro párroco Carlos y con 24 personas más.

Tras las charlas que nos daba Carlos y las citas evangélicas a meditar, cada uno buscaba el lugar más tranquilo (la capilla, la habitación, paseando por el campo…) para desgranar, saborear y ver que tiene que ver todo eso con mi vida..¿voy bien? ¿Estoy triste y no sé por qué? ¿Tiene mi vida un sentido? ¿Hacia dónde voy?… en definitiva: un encontrarme conmigo mismo y con Dios.

Muchas cosas se han de cambiar si de verdad queremos amar y amar bien a Dios. Muchas veces creemos que por venir a misa , algunas prácticas cristianas más: como rezar el rosario y hacer cosas en la parroquia o pertenecer a un movimiento de la Iglesia, mi vida con Dios está más que bien conectada ¡¡¡Y qué equivocados estamos!!!.

En los ejercicios descubres que nada de esto es lo que te acerca a Dios, si no el trato intimo y personal con Él. Es decir mi oración personal, ese ratito al día que hay que sacar para sentarse e imaginarse que tienes a Dios enfrente de ti escuchándote, y abrirle tu corazón contándole tus chismes, lo que te agobia, lo que te hace sufrir, agradecerle todo lo que tienes, pedirle te ayude en aquello que por ti mismo no puedes, y sobre todo escucharle a Él… porque Dios habla ¿lo sabías? Si tu el dejas, habla te lo aseguro.

En estos ejercicios he confirmado que si se tiene este trato con Dios las 24 horas del día, si le tienes presente el mayor número de veces al día, ya no eres tú, si no tu y Dios , ya no caminas sola y sin que casi te des cuentas, llega un día que ya no puedes prescindir de Él, de repente tienes una alegría que no sabes de donde sale, sin motivo aparente, y puedes sonreír y perdonar a aquel que te hace la puñeta, tienes mayor paciencia con todos, te quejas menos e incluso cuando vienen los problemas te los tomas con una mayor paz. Esa es la señal de que Dios y tu camináis juntos… ahora sí que estáis conectados!!

PAZ es lo que me he traído yo de los ejercicios y pequeñas cosas que me he dado cuenta que tengo que cambiar y mejorar para conseguir cosas grandes y mejores, para poder amar más y mejor a Dios y a los demás.

Tú que me estás leyendo y nunca has hecho esta experiencia de ejercicios o hace mucho que lo hiciste… no te lo pienses y engánchate a los siguientes en Pascua y pasa la ITV de tu alma y de tu vida.

Maribel Vazquez.