EJERCICIOS ESPIRITUALES DICIEMBRE 2016

EJERCICIOS ESPIRITUALES DICIEMBRE 2016:

img_4907Era la primera vez que iba a ejercicios, era novato, pero ¡cuanto lo necesitaba! Lo que más he agradecido de esta experiencia han sido esas largas conversaciones. Y me diréis, ¿pero no es en silencio? Nos retiramos y acallamos todo a nuestro alrededor y en nosotros mismos para ser capaces de escuchar justamente Esa Voz. Para poder conversar con ella «de corazón a corazón». Todos, creyentes o no, hemos hecho la experiencia de una charla profunda con un amigo. Esa charla que tanto necesitábamos en la que este nos consuela en un momento duro, o nos anima a tomar esa decisión que nos cuesta tomar pero que es tan importante. A veces lo que nos tiene que decir puede incluso doler en un primer momento: » te has pasado tres pueblos el otro día, fuiste muy borde» o «Con ese nuevo proyecto tuyo te has olvidado de los demás y dejas abandonados a los que más te quieren».

¿No es verdad que a veces sin esa charla, no nos daríamos ni cuenta de nuestro error?, y hasta podría llegar a ser demasiado tarde para rectificar.
¿No consiste en eso una verdadera amistad?

Esas son las conversaciones que yo he tenido con ese Amigo, ese Padre y esa Madre.  Y tenia mucha necesidad de escucharle. Porque vivo en el mundo y el mundo me quita el tiempo de hacerlo, mete mucho ruido y entre las prisas y los agobios adormece mi voluntad y me encierra en mi mismo. Y yo reconozco que soy débil y tengo mucho que aprender en fidelidad. Por eso tenía tanta necesidad de pararme, retirarme un par de días, escuchar a mi Amigo, al Maestro. Dejar que el Buen Pastor  viniese a rescatarme y liberarme y renovar mi compromiso con El en plena libertad y consciencia.

Ruben Casado.